English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Factores de riesgo accidente cerebrovascular

Prevención de un accidente cerebrovascular; Accidente cerebrovascular - prevención; ACV - prevención; AIT - prevención

Un accidente cerebrovascular ocurre cuando el flujo sanguíneo hacia una parte del cerebro se detiene repentinamente. A veces se denomina un "ataque cerebral o derrame cerebral". Si se interrumpe el flujo sanguíneo por más de unos cuantos segundos, el cerebro no puede obtener nutrientes y oxígeno. Las células cerebrales pueden morir, causando daños permanentes.

Los factores de riesgo son cosas que incrementan su probabilidad de padecer una enfermedad o una afección. Este artículo trata acerca de los factores de riesgo para un accidente cerebrovascular y las cosas que puede hacer para disminuir su riesgo.

¿Qué es un factor de riesgo?

Un factor de riesgo es algo que incrementa su probabilidad de contraer una enfermedad o problema de salud. Algunos factores de riesgo de accidente cerebrovascular no se pueden cambiar, pero otros sí. El hecho de cambiar factores de riesgo sobre los que usted tiene control le ayudará a llevar una vida más prolongada y más saludable.

Factores de riesgo que usted no puede cambiar

Usted no puede cambiar estos factores de riesgo de accidente cerebrovascular:

  • Su edad. El riesgo de accidente cerebrovascular aumenta con la edad.
  • Su sexo. Los hombres tienen un riesgo más alto de padecer una enfermedad del corazón que las mujeres, excepto en los adultos mayores.
  • Sus genes y la raza. Si sus padres tuvieron un accidente cerebrovascular, usted está en mayor riesgo. Los afroamericanos, los estadounidenses de origen mexicano, los indígenas estadounidenses, los hawaianos y algunos estadounidenses de origen asiático también tienen un riesgo más alto.
  • Enfermedades tales como el cáncer, la enfermedad renal crónica y algunos tipos de artritis.
  • Áreas débiles en una pared arterial o arterias y venas anormales.
  • Embarazo. Tanto durante la gestación como en las semanas inmediatamente posteriores al parto.

Los coágulos de sangre del corazón pueden viajar al cerebro, bloquear los vasos sanguíneos que se encuentran allí y causar un accidente cerebrovascular. Esto puede suceder en las personas con válvulas cardíacas artificiales o infectadas. También puede suceder debido a un defecto cardíaco con el cual usted nació.

Un corazón muy débil y una frecuencia cardíaca anormal, como la fibrilación auricular, también pueden causar coágulos de sangre.

Factores de riesgo que usted puede cambiar

Algunos factores de riesgo de enfermedad del corazón que usted puede cambiar son:

Las píldoras anticonceptivas pueden elevar su riesgo de coágulos de sangre. Los coágulos son más probables en mujeres que también fuman y que tienen más de 35 años.

Una buena nutrición es importante para la salud de su corazón y ayudará a controlar algunos de sus factores de riesgo.

  • Elija una alimentación rica en frutas, verduras y granos integrales.
  • Elija proteínas magras, como pollo, pescado, frijoles y legumbres.
  • Elija productos lácteos con un contenido bajo de grasa, tales como leche al 1% y otros artículos con poca grasa.
  • Evite el sodio (la sal) y las grasas que se encuentran en los alimentos fritos, los alimentos procesados y los productos horneados.
  • Coma menos productos animales y alimentos con queso, crema o huevos.
  • Lea las etiquetas de los alimentos. Aléjese de las grasas saturadas y cualquier producto con grasas hidrogenadas o parcialmente hidrogenadas. Estas son grasas malas para la salud.

Su médico puede sugerirle que tome ácido acetilsalicílico (aspirin) u otro anticoagulante para ayudar a prevenir la formación de coágulos de sangre. NO tome ácido acetilsalicílico sin hablar primero con su médico. Si usted está tomando estos medicamentos, tome medidas para evitar caerse o tropezar, lo cual puede llevar a que se presente sangrado.

Siga estas pautas y el consejo de su médico para reducir sus probabilidades de sufrir un accidente cerebrovascular.

Referencias

Meschia JF, Bushnell C, Boden-Albala B, et al, American Heart Association Stroke Council; Council on Cardiovascular and Stroke Nursing; Council on Clinical Cardiology; Council on Functional Genomics and Translational Biology; Council on Hypertension. Guidelines for the primary prevention of stroke: a statement for healthcare professionals from the American Heart Association/American Stroke Association. Stroke. 2014;45(12):3754-3832. PMID 25355838 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/25355838.

Riegel B, Moser DK, Buck HG, et al; American Heart Association Council on Cardiovascular and Stroke Nursing; Council on Peripheral Vascular Disease; and Council on Quality of Care and Outcomes Research. Self-care for the prevention and management of cardiovascular disease and stroke: a scientific statement for healthcare professionals from the American Heart Association. J Am Heart Assoc. 2017;6(9). pii: e006997. PMID: 28860232 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/28860232.

Whelton PK, Carey RM, Aronow WS, et al. 2017 ACC/AHA/AAPA/ABC/ACPM/AGS/APhA/ASH/ASPC/NMA/PCNA guideline for the prevention, detection, evaluation, and management of high bood pressure in adults: a report of the American College of Cardiology/American Heart Association Task Force on Clinical Practice Guidelines. J Am Coll Cardiol. 2018;71(19):e127-e248. PMID: 29146535 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/29146535.

Volver arriba Sólo texto

Los conceptos básicos

 
 

Actualizado: 3/24/2019

Versión en inglés revisada por: Alireza Minagar, MD, MBA, Professor, Department of Neurology, LSU Health Sciences Center, Shreveport, LA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos