English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Fascitis plantar

La fascia plantar es el tejido grueso en la planta del pie. Este tejido conecta el calcáneo a los dedos y crea el arco del pie. Cuando este tejido se inflama o se hincha, se denomina fascitis plantar.

Causas

La inflamación ocurre cuando la banda gruesa de tejido en la planta del pie (fascia) se estira o se sobrecarga demasiado. Esto puede ser doloroso y hacer más difícil el hecho de caminar.

Usted es más propenso a presentar fascitis plantar si:

  • Tiene problemas con el arco del pie (tanto pie plano como arco plantar alto).
  • Corre largas distancias, cuesta abajo o sobre superficies desiguales.
  • Es obeso o aumenta de peso de manera repentina.
  • Tiene el tendón de Aquiles (el tendón que conecta los músculos de la pantorrilla al talón) tenso.
  • Usa zapatos con soporte de arco deficiente o suelas blandas.
  • Cambia sus actividades.

La fascitis plantar se observa tanto en hombres como en mujeres. Esta es una de las dolencias ortopédicas más comunes del pie.

Con frecuencia, se pensaba que la fascitis plantar era causada por un espolón en el talón. Sin embargo, las investigaciones han determinado que esto no es así. En las radiografías, se observan espolones en el talón en personas con y sin fascitis plantar.

Síntomas

El síntoma más común es el dolor y la rigidez en la parte inferior del talón. El dolor allí puede ser sordo o agudo. La planta del pie también puede doler o presentar ardor.

El dolor generalmente es peor:

  • En la mañana cuando usted da los primeros pasos
  • Después de pararse o sentarse por un rato
  • Al subir escaleras
  • Después de actividad intensa
  • Cuando camina, corre o salta al practicar deportes

El dolor puede aparecer de manera lenta con el tiempo o aparecer repentinamente después de una actividad intensa.

Pruebas y exámenes

El proveedor de atención médica llevará a cabo un examen físico. Este puede mostrar:

  • Dolor en la parte inferior del pie.
  • Dolor a lo largo de la planta del pie.
  • Pies planos o arcos altos.
  • Hinchazón o enrojecimiento leve en el pie.
  • Rigidez o tensión en el arco de la parte inferior del pie.
  • Rigidez o tensión en el tendón de Aquiles.

Se pueden tomar radiografías para descartar otros problemas.

Tratamiento

Su proveedor por lo regular recomienda primero estas medidas:

  • Tomar paracetamol (Tylenol) o ibuprofeno (Advil, Motrin) para reducir el dolor y la inflamación. Ejercicios de estiramiento del talón y del pie.
  • Usar férulas nocturnas mientras duerme con el fin de estirar el pie.
  • Descansar lo más que pueda durante al menos una semana.
  • Usar calzado con buen soporte y amortiguación.

También puede aplicar hielo en la zona del dolor. Hago esto al menos dos veces al día durante 10 a 15 minutos, con mayor frecuencia en los primeros dos días.

Si estos tratamientos no funcionan, su proveedor puede recomendar:

  • El uso de una bota como férula, la cual luce como una bota de esquí, por 3 a 6 semanas. Se la puede quitar para bañarse.
  • Plantillas para zapatos hechas a la medida (ortopédicas).
  • Inyecciones de esteroides o inyecciones en el talón.

Algunas veces, se necesita una cirugía del pie.

Expectativas (pronóstico)

Los tratamientos no quirúrgicos casi siempre mejoran el dolor. El tratamiento puede durar desde varios meses hasta 2 años antes de que los síntomas mejoren. La mayoría de las personas se siente mejor en 6 a 18 meses. Algunas personas necesitan la cirugía para aliviar el dolor.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el proveedor si tiene síntomas de fascitis plantar.

Prevención

El hecho de verificar que el tobillo, el tendón de Aquiles y los músculos de la pantorrilla estén flexibles puede ayudar a prevenir la fascitis plantar. Estire la fascia plantar en la mañana antes de levantarse de la cama. Hacer actividades con moderación también puede ayudar.

Referencias

Grear BJ. Disorders of tendons and fascia and adolescent and adult pes planus. In: Azar FM, Beaty JH, Canale ST, eds. Campbell's Operative Orthopaedics. 13th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 82.

Kadakia AR. Heel pain and plantar fasciitis: hindfoot conditions. In: Miller MD, Thompson SR, eds. DeLee and Drez's Orthopaedic Sports Medicine: Principles and Practice. 4th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2015:chap 119.

McGee DL. Podiatric procedures. In: Roberts JR, Custalow CB, Thomsen TW, eds. Roberts and Hedges' Clinical Procedures in Emergency Medicine and Acute Care. 7th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2019:chap 51.

Silverstein JA, Moeller JL, Hutchinson MR. Common issues in orthopedics. In: Rakel RE, Rakel DP, eds. Textbook of Family Medicine. 8th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 30.

Volver arriba Sólo texto

  • Fascia Plantar - ilustración

    La fascia plantar es una banda de tejido muy gruesa que cubre los huesos en la base del pie, y se extiende desde el talón hasta los huesos de la bola del pie y actúa como una banda de caucho para crear la tensión que mantiene el arco del pie. Si la banda es larga, ésta permite que el arco del pie sea bajo, lo cual se conoce más comúnmente como tener pie plano; mientras que una banda de tejido corta produce un arco alto. Esta fascia puede inflamarse y causar dolor en algunas personas, haciendo que caminar sea más difícil.

    Fascia Plantar

    ilustración

  • Fascitis plantar - ilustración

    La inflamación (irritación e hinchazón con presencia de células inmunes adicionales) de la fascia plantar puede causar dolor en el talón y hacer difícil el hecho de caminar. Algunos factores de riesgo para el desarrollo de este problema son, entre otros (tanto para el pie plano como para el arco alto): obesidad, aumento repentino de peso, atletismo y un tendón de Aquiles tenso.

    Fascitis plantar

    ilustración

  • Fascia Plantar - ilustración

    La fascia plantar es una banda de tejido muy gruesa que cubre los huesos en la base del pie, y se extiende desde el talón hasta los huesos de la bola del pie y actúa como una banda de caucho para crear la tensión que mantiene el arco del pie. Si la banda es larga, ésta permite que el arco del pie sea bajo, lo cual se conoce más comúnmente como tener pie plano; mientras que una banda de tejido corta produce un arco alto. Esta fascia puede inflamarse y causar dolor en algunas personas, haciendo que caminar sea más difícil.

    Fascia Plantar

    ilustración

  • Fascitis plantar - ilustración

    La inflamación (irritación e hinchazón con presencia de células inmunes adicionales) de la fascia plantar puede causar dolor en el talón y hacer difícil el hecho de caminar. Algunos factores de riesgo para el desarrollo de este problema son, entre otros (tanto para el pie plano como para el arco alto): obesidad, aumento repentino de peso, atletismo y un tendón de Aquiles tenso.

    Fascitis plantar

    ilustración

 

Actualizado: 3/20/2018

Versión en inglés revisada por: C. Benjamin Ma, MD, Professor, Chief, Sports Medicine and Shoulder Service, UCSF Department of Orthopaedic Surgery, San Francisco, CA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos