English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Pericardiocentesis

Punción pericárdica; Pericardiocentesis percutánea; Pericarditis - pericardiocentesis; Efusión pericárdica - pericardiocentesis

Es un procedimiento en el que se emplea una aguja para extraer líquido del saco pericárdico. Este es el tejido que rodea el corazón.

Forma en que se realiza el examen

El procedimiento por lo general se lleva a cabo en una sala de procedimientos especiales como un laboratorio de cateterismo cardíaco. También se puede hacer al lado de la cama del paciente en el hospital. El proveedor de atención médica colocará una vía intravenosa en su brazo, en caso de que sea necesario administrar líquidos o medicamentos a través de una vena. Por ejemplo, se puede suministrar un medicamento si sus latidos cardíacos se hacen lentos o la presión arterial baja durante el procedimiento.

El proveedor limpiará un área justo por debajo del esternón o del pezón izquierdo. Se aplicará anestesia en la zona.

Luego, el médico introducirá una aguja y la guiará hasta el tejido que rodea el corazón. Con frecuencia, la ecocardiografía (ultrasonido) se utiliza para ayudar al médico a ver la aguja y cualquier drenaje de líquido. Un electrocardiograma (ECG) y radiografías (fluoroscopia) también se pueden emplear para ayudar con el posicionamiento.

Una vez que la aguja haya llegado al área correcta, se retira y se reemplaza con una sonda llamada catéter. Se drena el líquido a través de esta sonda hacia recipientes. Generalmente, se deja el catéter en su sitio, de manera que el drenado pueda continuar por varias horas.

Puede ser necesario un drenaje quirúrgico si el problema es difícil de corregir o reaparece. Se trata de un procedimiento más invasivo, en el cual se drena el pericardio hacia la cavidad torácica (pleural). Alternativamente el líquido puede ser drenado hacia la cavidad peritoneal, pero es menos común. Para realizar este proceso se puede necesitar que usted esté bajo anestesia general.

Preparación para el examen

Usted tal vez no pueda comer ni beber nada durante seis horas antes del examen. Además, debe firmar una autorización.

Lo que se siente durante el examen

Se puede sentir presión a medida que la aguja entra. Algunas personas experimentan dolor torácico que puede requerir un analgésico.

Razones por las que se realiza el examen

Este examen se puede hacer para extraer y examinar el líquido que está ejerciendo presión sobre el corazón. Casi siempre se realiza para encontrar la causa de un derrame pericárdico recurrente o crónico.

También se puede hacer para tratar un taponamiento cardíaco, que es una afección potencialmente mortal.

Resultados normales

Normalmente hay una pequeña cantidad de líquido claro y de color blanco amarillento en el espacio pericárdico.

Significado de los resultados anormales

Los resultados anormales pueden indicar las causas de la acumulación del líquido pericárdico, tales como:

Riesgos

Los riesgos pueden incluir:

  • Sangrado
  • Atelectasia pulmonar
  • Ataque cardíaco
  • Infección (pericarditis)
  • Latidos irregulares del corazón (arritmias)
  • Punción del músculo cardíaco, una arteria coronaria, el pulmón, el hígado o el estómago
  • Neumopericardio (aire en el saco pericárdico)

Referencias

Lewinter MM, Imazio M. Pericardial diseases. In: Zipes DP, Libby P, Bonow RO, Mann DL, Tomaselli GF, Braunwald E, eds. Braunwald's Heart Disease: A Textbook of Cardiovascular Medicine. 11th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2019:chap 83.

Little WC, Oh JK. Pericardial diseases. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 77.

Volver arriba Sólo texto

  • Vista anterior del corazón - ilustración

    Entre las estructuras externas del corazón se encuentran los ventrículos, las aurículas, las arterias y las venas. Las arterias transportan la sangre desde el corazón mientras que las venas llevan la sangre al corazón. El color azul de los vasos indica que éstos transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente bajo y un alto contenido de dióxido de carbono. El color rojo indica que transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente alto y un bajo contenido de dióxido de carbono.

    Vista anterior del corazón

    ilustración

  • Pericardio - ilustración

    El saco pericárdico rodea y protege al corazón dentro la cavidad torácica.

    Pericardio

    ilustración

  • Vista anterior del corazón - ilustración

    Entre las estructuras externas del corazón se encuentran los ventrículos, las aurículas, las arterias y las venas. Las arterias transportan la sangre desde el corazón mientras que las venas llevan la sangre al corazón. El color azul de los vasos indica que éstos transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente bajo y un alto contenido de dióxido de carbono. El color rojo indica que transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente alto y un bajo contenido de dióxido de carbono.

    Vista anterior del corazón

    ilustración

  • Pericardio - ilustración

    El saco pericárdico rodea y protege al corazón dentro la cavidad torácica.

    Pericardio

    ilustración

 

Actualizado: 5/16/2018

Versión en inglés revisada por: Michael A. Chen, MD, PhD, Associate Professor of Medicine, Division of Cardiology, Harborview Medical Center, University of Washington Medical School, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos