English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Conteo de reticulocitos

Animia - reticulocitos

Los reticulocitos son glóbulos rojos ligeramente inmaduros. El conteo de reticulocitos es una prueba de sangre que mide la cantidad de estas células en la sangre.

Forma en que se realiza el examen

Se necesita una muestra de sangre.

Preparación para el examen

No se necesita ninguna preparación especial.

Lo que se siente durante el examen

Cuando se introduce la aguja para extraer la sangre, algunas personas sienten un dolor moderado. Otras solo sienten un pinchazo o sensación de picadura. Posteriormente, puede haber algo de sensación pulsátil o un hematoma leve. Esto pronto desaparece.

Razones por las que se realiza el examen

El examen se realiza para determinar si los glóbulos rojos sanguíneos se están produciendo en la médula ósea a una tasa apropiada. El número de reticulocitos en la sangre es un signo de la rapidez con la cual están siendo producidos y liberados por parte de la médula ósea.

Resultados normales

Un resultado normal para adultos sanos que no son anémicos es alrededor de 0.5% (0.05 x 10-3) a 2.5% (0.025 x 10-3).

El rango normal depende del nivel de hemoglobina. La hemoglobina es una proteína en los glóbulos rojos que transporta el oxígeno. El rango es más alto si la hemoglobina es baja debido a sangrado o destrucción de los glóbulos rojos.

Los rangos de los valores normales pueden variar ligeramente entre diferentes laboratorios. Algunos laboratorios utilizan diferentes mediciones o analizan muestras diferentes. Hable con su proveedor de atención médica acerca del significado de los resultados específicos de su examen.

Significado de los resultados anormales

Un conteo de reticulocitos superior al normal puede indicar:

Un conteo de reticulocitos inferior al normal puede indicar:

El conteo de reticulocitos se puede incrementar durante el embarazo.

Riesgos

Extraer una muestra de sangre implica poco riesgo. Las venas y las arterias varían de tamaño de una persona a otra y de un lado del cuerpo a otro. Extraer sangre de algunas personas puede ser más difícil que de otras.

Otros riesgos asociados con la extracción de sangre son leves, pero pueden ser:

  • Sangrado excesivo
  • Desmayo o sensación de mareo
  • Punciones múltiples para localizar las venas
  • Hematoma (acumulación de sangre debajo de la piel)
  • Infección (un riesgo leve cada vez que se presenta ruptura de la piel)

Referencias

Bope ET, Kellerman RD. Hematology. In: Bope ET, Kellerman RD, eds. Conn's Current Therapy 2016. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 12.

Bunn HF. Approach to the anemias. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 158.

Chernecky CC, Berger BJ. Reticulocyte count – blood. In: Chernecky CC, Berger BJ, eds. Laboratory Tests and Diagnostic Procedures. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2013:980-981.

Volver arriba Sólo texto

  • Reticulocitos - ilustración

    Ante la presencia de algunas anemias, el organismo incrementa la producción de glóbulos rojos (GR) y los envía al torrente sanguíneo antes de que hayan alcanzado su madurez. Estas células inmaduras se denominan reticulocitos y se caracterizan por presentar una red de filamentos y gránulos. Normalmente representan el 1% del conteo de GR, pero pueden exceder el 4% cuando compensan la anemia.

    Reticulocitos

    ilustración

  • Reticulocitos - ilustración

    Ante la presencia de algunas anemias, el organismo incrementa la producción de glóbulos rojos (GR) y los envía al torrente sanguíneo antes de que hayan alcanzado su madurez. Estas células inmaduras se denominan reticulocitos y se caracterizan por presentar una red de filamentos y gránulos. Normalmente representan el 1% del conteo de GR, pero pueden exceder el 4% cuando compensan la anemia.

    Reticulocitos

    ilustración

 

Actualizado: 2/18/2018

Versión en inglés revisada por: Laura J. Martin, MD, MPH, ABIM Board Certified in Internal Medicine and Hospice and Palliative Medicine, Atlanta, GA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos