English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Tenesmo

Dolor durante la evacuación; Evacuaciones dolorosas; Dificultad en las deposiciones

Es la sensación de que usted necesita defecar, aunque los intestinos ya estén vacíos. Esto puede estar acompañado de dolor, cólicos y esfuerzo para defecar.

Consideraciones

El tenesmo casi siempre ocurre con enfermedades inflamatorias de los intestinos. Estas enfermedades pueden ser causadas por una infección o por otras afecciones.

También puede ocurrir con enfermedades que afectan los movimientos normales de los intestinos. Estas enfermedades son conocidas como trastornos de la motilidad.

Las personas con tenesmo pueden pujar muy fuerte (esforzarse) para tratar de vaciar los intestinos. Sin embargo, evacuan solo una pequeña cantidad de heces.

Causas

La afección puede ser causada por:

Cuidados en el hogar

El incremento de la cantidad de líquidos y fibra en la alimentación puede ayudar a aliviar el estreñimiento.

Cuándo contactar a un profesional medico

Consulte con el proveedor de atención médica si continúa teniendo síntomas de tenesmo que son constantes o intermitentes.

Llame igualmente si tiene:

  • Dolor abdominal
  • Sangre en las heces
  • Escalofríos
  • Fiebre
  • Náuseas
  • Vómitos

Estos síntomas podrían ser un signo de una enfermedad que podría estar causando el problema.

Lo que se puede esperar en el consultorio médico

El proveedor lo examinará y hará preguntas como las siguientes:

  • ¿Cuándo ocurrió este problema? ¿Lo ha tenido antes?
  • ¿Qué síntomas tiene?
  • ¿Ha consumido alguna comida cruda, nueva o desconocida? ¿Ha comido en una salida de campo o una gran reunión?
  • ¿Otros en su hogar tienen problemas similares?
  • ¿Qué otros problemas de salud tiene o ha tenido en el pasado?

El examen físico puede incluir una evaluación abdominal detallada. En la mayoría de los casos, se realiza un examen rectal.

Los exámenes que pueden realizarse son:

Referencias

Abdelnaby A, Downs JM. Diseases of the anorectum. In: Feldman M, Friedman LS, Brandt LJ, eds. Sleisenger and Fordtran's Gastrointestinal and Liver Disease. 10th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 129.

Camilleri M. Disorders of gastrointestinal motility. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 136.

Lichtenstein GP. Inflammatory bowel disease. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 141.

Quick CRG, Reed JB, Harper SJF, Saeb-Parsy K, Desakin PJ. Non-acute abdominal pain and other abdominal symptoms and signs. In: Quick MB, Reed JB, Harper SJF, Saeb-Parsy K, Deakin PJ, eds. Essential Surgery: Problems, Diagnosis and Management. 5th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2014:chap 18.

Volver arriba Sólo texto

  • Anatomía digestiva inferior - ilustración

    El alimento pasa desde el estómago al intestino delgado y en este último es donde se presenta la absorción de todos los nutrientes. Lo que no haya sido absorbido en el intestino delgado pasa al colon, en donde la mayor parte del agua es absorbida a partir de los residuos de los alimentos. Luego, los residuos son eliminados del cuerpo como heces.

    Anatomía digestiva inferior

    ilustración

  • Anatomía digestiva inferior - ilustración

    El alimento pasa desde el estómago al intestino delgado y en este último es donde se presenta la absorción de todos los nutrientes. Lo que no haya sido absorbido en el intestino delgado pasa al colon, en donde la mayor parte del agua es absorbida a partir de los residuos de los alimentos. Luego, los residuos son eliminados del cuerpo como heces.

    Anatomía digestiva inferior

    ilustración

 

Actualizado: 6/21/2018

Versión en inglés revisada por: Michael M. Phillips, MD, Clinical Professor of Medicine, The George Washington University School of Medicine, Washington, DC. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos