English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Gases - flatulencia

Flatulencia; Flatos

Se refieren al aire en el intestino que sale a través del recto. El aire que sale desde el tubo digestivo a través de la boca se llama eructo.

Los gases también se denominan flatos o flatulencia.

Consideraciones

Los gases se forman normalmente en los intestinos a medida que su cuerpo digiere los alimentos.

Los gases pueden hacer que usted se sienta inflado y puede causar cólicos o retorcijones en el vientre.

Causas

Los gases pueden ser causados por ciertos alimentos que usted consume. Usted puede tener gases si:

  • Come alimentos difíciles de digerir como la fibra. Algunas veces, agregar más fibra a la dieta puede causar gases temporales. El cuerpo se puede ajustar y dejar de producirlos con el tiempo.
  • Come o bebe algo que el cuerpo no puede tolerar; por ejemplo, algunas personas tienen intolerancia a la lactosa y no pueden consumer productos lácteos.

Otras causas comunes de gases son:

Cuidados en el hogar

Los siguientes consejos le pueden ayudar a prevenir los gases:

  • Masticar muy bien los alimentos.
  • No comer legumbres o repollo.
  • Evitar los alimentos ricos en carbohidratos difíciles de digerir. Estos se denominan FODMAP (por sus siglas en inglés) e incluyen la fructosa (azúcar de las frutas).
  • Evitar la lactosa.
  • No tomar refrescos carbonatados.
  • No masticar goma de mascar.
  • Comer más despacio.
  • Relajarse al comer.
  • Caminar durante 10 a 15 minutos después de comer.

Cuándo contactar a un profesional médico

Consulte con el proveedor de atención médica si tiene:

  • Gases y otros síntomas, como dolor estomacal o rectal, acidez gástrica, náuseas, vómitos, diarrea, estreñimiento, fiebre o pérdida de peso
  • Heces fétidas y aceitosas o heces con sangre

Lo que se puede esperar en el consultorio médico

El proveedor llevará a cabo un examen físico y hará preguntas acerca de los síntomas y la historia clínica, tales como:

  • ¿Qué alimentos consume comúnmente?
  • ¿Ha cambiado su dieta recientemente?
  • ¿Ha incrementado la fibra en su dieta?
  • ¿Qué tan rápido come, mastica y traga?
  • ¿Se podría decir que los gases son leves o graves?
  • ¿Los gases parecen estar relacionados con el consumo de productos lácteos u otros alimentos específicos?
  • ¿Qué parece mejorar el problema?
  • ¿Qué medicamentos toma?
  • ¿Presenta otros síntomas, como dolor abdominal, diarrea, saciedad temprana (llenura prematura después de las comidas), distensión o pérdida de peso?

Los exámenes que pueden realizarse son:

Referencias

Azpiroz F. Intestinal gas. In: Feldman M, Friedman LS, Brandt LJ, eds. Sleisenger and Fordtran's Gastrointestinal and Liver Disease. 10th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 17.

Hall JE. Physiology of gastrointestinal disorders. In: Hall JE, ed. Guyton and Hall Textbook of Medical Physiology. 13th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 67.

McQuaid KR. Approach to the patient with gastrointestinal disease. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 132.

Volver arriba Sólo texto

  • Gases intestinales - ilustración

    Los gases se forman en los intestinos por la acción de la bacterias a medida que el alimento está siendo digerido. Los gases también se conocen como flatos o flatulencia, pasan a través del intestino y salen del cuerpo a través del recto.

    Gases intestinales

    ilustración

  • Gases intestinales - ilustración

    Los gases se forman en los intestinos por la acción de la bacterias a medida que el alimento está siendo digerido. Los gases también se conocen como flatos o flatulencia, pasan a través del intestino y salen del cuerpo a través del recto.

    Gases intestinales

    ilustración

 

Actualizado: 4/9/2018

Versión en inglés revisada por: Michael M. Phillips, MD, Clinical Professor of Medicine, The George Washington University School of Medicine, Washington, DC. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos