English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Náuseas y vómitos en adultos

Emesis; Vómito; Malestar estomacal; Dolor de estómago; Mareos

Náuseas es la sensación de tener ganas de vomitar. Con frecuencia se la denomina "estar enfermo del estómago".

Vomitar o trasbocar es forzar los contenidos del estómago a subir a través del esófago y salir por la boca.

Causas

Los problemas comunes que pueden causar náuseas y vómitos incluyen:

Las náuseas y los vómitos también pueden ser un signo de advertencia inicial de problemas de salud más serios, como:

Cuidados en el hogar

Una vez que usted y su proveedor de atención médica encuentren la causa, usted querrá saber cómo tratar las náuseas o el vómito.

Es posible que necesite:

  • Tomar medicamento.
  • Cambiar su dieta, o tratar otras cosas para sentirse mejor.
  • Beber cantidades pequeñas y frecuentes de líquidos claros.

Si usted tiene náuseas matutinas durante el embarazo, pregúntele a su proveedor acerca de los posibles tratamientos.

Lo siguiente puede ayudar a tratar el mareo:

  • Permanecer quieto.
  • Tomar antihistamínicos de venta libre como el dimenhidrinato (Dramamine).
  • Usar parches cutáneos de escopolamina recetados (como Transderm Scop). Colóqueselos siguiendo las instrucciones del proveedor. La escopolamina es solo para adultos. NO se debe administrar a los niños.

Cuándo contactar a un profesional médico

Llame al número local de emergencias (911 en los Estados Unidos) o acuda a una sala de urgencias si usted:

  • Cree que el vómito proviene de una intoxicación
  • Nota sangre o un material oscuro del color del café en el vómito

Llame a su proveedor de inmediato o busque atención médica si usted u otra persona:

  • Ha estado vomitando por más de 24 horas
  • No puede retener ningún líquido por 12 horas o más
  • Tiene dolor de cabeza y rigidez en el cuello
  • No ha orinado durante 8 horas o más
  • Tiene dolor de estómago o dolor abdominal fuerte
  • Ha vomitado 3 o más veces en 1 día

Los signos de deshidratación incluyen:

  • Llanto sin lágrimas
  • Resequedad en la boca
  • Aumento de la sed
  • Ojos que parecen hundidos
  • Cambios en la piel: por ejemplo, si usted se toca o se pellizca la piel, esta no regresa a su posición normal de la manera como usualmente lo hace
  • Micción poco frecuente u orina de color amarillo oscuro

Lo que se puede esperar en el consultorio médico

Su proveedor realizará un examen físico y buscará signos de deshidratación.

Su proveedor hará preguntas de la historia clínica y los síntomas, como las siguientes:

  • ¿Cuándo comenzó el vómito? ¿Cuánto ha durado? ¿Qué tan frecuente es?
  • ¿Ocurre después de comer o con el estómago vacío?
  • ¿Hay otros síntomas presentes como dolor abdominal, fiebre, diarrea o dolores de cabeza?
  • ¿Está vomitando sangre?
  • ¿Está vomitando un material con aspecto de granos de café?
  • ¿Está vomitando alimentos sin digerir? 
  • ¿Cuándo fue la última vez que orinó?

Otras preguntas que le pueden hacer incluyen:

  • ¿Ha estado bajando de peso?
  • ¿Ha estado viajando? ¿A dónde?
  • ¿Qué medicamentos está tomando?
  • ¿Otras personas que comieron en el mismo lugar presentaron los mismos síntomas?
  • ¿Está o podría estar embarazada?

Los exámenes de diagnóstico que se pueden realizar incluyen:

Dependiendo de la causa y de la cantidad de líquido extra que necesite, tal vez tenga que permanecer en el hospital o clínica durante un tiempo. Es posible que necesite líquidos administrados a través de las venas (por vía intravenosa o IV).

Referencias

Crane BT, Eggers SDZ, Zee DS. Central vestibular disorders. In: Flint PW, Haughey BH, Lund V, et al, eds. Cummings Otolaryngology. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2015:chap 166.

Guttman J. Nausea and vomiting. In: Walls RM, Hockberger RS, Gaushe-Hill M, eds. Rosen's Emergency Medicine: Concepts and Clinical Practice. 9th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2018:chap 26.

Volver arriba Sólo texto

  • El sistema digestivo - ilustración

    El esófago, el estómago y los intestinos grueso y delgado, ayudados por el hígado, la vesícula biliar y el páncreas convierten los componentes nutritivos de los alimentos en energía y descomponen los no nutritivos en desechos para ser excretados.

    El sistema digestivo

    ilustración

  • El sistema digestivo - ilustración

    El esófago, el estómago y los intestinos grueso y delgado, ayudados por el hígado, la vesícula biliar y el páncreas convierten los componentes nutritivos de los alimentos en energía y descomponen los no nutritivos en desechos para ser excretados.

    El sistema digestivo

    ilustración

Los conceptos básicos

 
 

Actualizado: 7/11/2017

Versión en inglés revisada por: Michael M. Phillips, MD, Clinical Professor of Medicine, The George Washington University School of Medicine, Washington, DC. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos