English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Reparación de obstrucción intestinal

Reparación del vólvulo; Vólvulo intestinal - reparación; Obstrucción intestinal - reparación

Es la cirugía para aliviar una oclusión intestinal. Una oclusión u obstrucción intestinal se presenta cuando los contenidos del intestino no pueden pasar ni salir del cuerpo. Una obstrucción completa es una emergencia quirúrgica.

Descripción

La reparación de la obstrucción intestinal se hace mientras usted está bajo anestesia general. Esto significa que usted está dormido y NO siente dolor.

El cirujano hace una incisión en el abdomen para ver los intestinos. Algunas veces, la cirugía se puede hacer utilizando un laparoscopio, lo cual quiere decir que se emplean incisiones más pequeñas.

El cirujano localiza la zona del intestino que está bloqueada y la desobstruye.

Se reparará o extirpará cualquier parte dañada del intestino. Este procedimiento se denomina resección del intestino. Si se extirpa una sección, se reconectan con suturas o grapas los extremos sanos. Algunas veces, cuando se extirpa parte del intestino, los extremos no se pueden reconectar. Si esto sucede, el cirujano sacará un extremo a través de una abertura en la pared abdominal. Esto se puede hacer usando una colostomía, o ileostomía.

Por qué se realiza el procedimiento

Este procedimiento se hace para aliviar una obstrucción o bloqueo intestinal. Un bloqueo que dura mucho tiempo puede reducir o bloquear la circulación de la sangre a la zona. Esto puede causar la muerte del intestino.

Riesgos

Los riesgos de la anestia y la cirugía en general incluyen:

  • Reacciones a los medicamentos, problemas respiratorios
  • Sangrado, coágulos de sangre, infección

Los riesgos de este procedimiento incluyen:

  • Obstrucción intestinal después de la cirugía.
  • Daño a órganos cercanos en el cuerpo.
  • Formación de tejido cicatricial (adherencias).
  • Formación de más tejido cicatricial en el abdomen que causa bloqueo en los intestinos en el futuro.
  • Abertura de los extremos del intestino que están suturados (filtración anastomótica), lo cual puede causar problemas potencialmente mortales.
  • Problemas con la colostomía o la ileostomía.
  • Parálisis temporal (congelamiento) del intestino (íleo paralítico).

Después del procedimiento

El tiempo que tarda la recuperación depende de su salud general y del tipo de operación.

Expectativas (pronóstico)

El pronóstico generalmente es bueno si la obstrucción se trata antes de que se afecte la circulación de la sangre en el intestino.

Las personas que se han hecho muchas cirugías abdominales pueden formar tejido cicatricial. Son más propensas a tener obstrucciones intestinales en el futuro.

Referencias

Mahmoud NN, Bleier JIS, Aarons CB, Paulson EC, Shanmugan S, Fry RD. Colon and rectum. In: Townsend CM, Beauchamp RD, Evers BM, Mattox KL, eds. Sabiston Textbook of Surgery: The Biological Basis of Modern Surgical Practice. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 51.

Mizell JS, Turnage RH. Intestinal obstruction. In: Feldman M, Friedman LS, Brandt LJ, eds. Sleisenger and Fordtran's Gastrointestinal and Liver Disease: Pathophysiology/Diagnosis/Management. 10th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 123.

Volver arriba Sólo texto

  • Radiografía de una invaginación - ilustración

    Esta radiografía abdominal muestra una condición en la que un asa intestinal se ha deslizado de otra sección del intestino (invaginación), causando hinchazón, reducción del flujo sanguíneo, obstrucción y daño a los tejidos. La invaginación requiere tratamiento de emergencia (enema de bario o cirugía) para evitar muerte del tejido intestinal (necrosis), perforación intestinal, peritonitis y la muerte del paciente.

    Radiografía de una invaginación

    ilustración

  • Antes y después de anastomosis del intestino delgado - ilustración

    En todos los casos de obstrucción intestinal se debe examinar con cuidado el intestino involucrado. Si cualquier parte del intestino parece enfermo por falta de flujo sanguíneo durante el período de obstrucción, se debe extirpar y conectar de nuevo las extremidades que están sanas. La recuperación de un paciente depende de la causa de la obstrucción intestinal y el tiempo transcurrido antes de eliminar la obstrucción. Generalmente, el resultado es positivo si la obstrucción se trata antes de presentarse daño (isquemia) o muerte (necrosis) del intestino.

    Antes y después de anastomosis del intestino delgado

    ilustración

  • Presentación

  •  
  • Presentación

  •  
  • Radiografía de una invaginación - ilustración

    Esta radiografía abdominal muestra una condición en la que un asa intestinal se ha deslizado de otra sección del intestino (invaginación), causando hinchazón, reducción del flujo sanguíneo, obstrucción y daño a los tejidos. La invaginación requiere tratamiento de emergencia (enema de bario o cirugía) para evitar muerte del tejido intestinal (necrosis), perforación intestinal, peritonitis y la muerte del paciente.

    Radiografía de una invaginación

    ilustración

  • Antes y después de anastomosis del intestino delgado - ilustración

    En todos los casos de obstrucción intestinal se debe examinar con cuidado el intestino involucrado. Si cualquier parte del intestino parece enfermo por falta de flujo sanguíneo durante el período de obstrucción, se debe extirpar y conectar de nuevo las extremidades que están sanas. La recuperación de un paciente depende de la causa de la obstrucción intestinal y el tiempo transcurrido antes de eliminar la obstrucción. Generalmente, el resultado es positivo si la obstrucción se trata antes de presentarse daño (isquemia) o muerte (necrosis) del intestino.

    Antes y después de anastomosis del intestino delgado

    ilustración

  • Presentación

  •  
  • Presentación

  •  
 

Actualizado: 1/7/2018

Versión en inglés revisada por: Debra G. Wechter, MD, FACS, general surgery practice specializing in breast cancer, Virginia Mason Medical Center, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos