English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Hernia femoral

Hernia inguinal

Una hernia se presenta cuando los contenidos del abdomen irrumpen a través de un punto débil o ruptura de la pared de músculos del vientre. Esta capa de músculos mantienen los órganos abdominales en su lugar.

Una hernia femoral es una protuberancia en la parte superior del muslo cerca de la ingle.

Causas

La mayoría de las veces, no hay ninguna causa clara de una hernia. Algunas hernias pueden estar presentes al nacer (congénitas), pero no se notan hasta más tarde en la vida.

Algunos factores que contribuyen a la aparición de una hernia incluyen:

Las hernias femorales tienden a presentarse con más frecuencia en las mujeres que en los hombres.

Síntomas

Usted puede observar una protuberancia en la parte superior del muslo, justo por debajo de la ingle.

La mayoría de las hernias femorales no causan ningún síntoma. Usted puede tener un poco de molestia inguinal. La molestia puede empeorar cuando usted está de pie, levanta objetos pesados o hace un esfuerzo.

Algunas veces, los primeros síntomas son:

  • Dolor inguinal repentino
  • Dolor abdominal
  • Náuseas
  • Vómitos

Esto puede significar que el intestino dentro de la hernia está obstruido. Ese caso es una emergencia.

Pruebas y exámenes

La mejor manera de determinar si hay una hernia es que su proveedor de atención médica lleve a cabo un examen físico.

Si hay alguna duda respecto de los resultados el examen, un ultrasonido o una tomografía computarizada pueden ser útiles.

Tratamiento

El tratamiento depende de los síntomas presentes con la hernia. 

Si usted siente dolor repentino en la ingle, un pedazo del intestino puede quedar atrapado en la hernia. Esto se llama una hernia encarcelada. Este problema requiere tratamiento de inmediato en una sala de emergencias. Usted podría necesitar una cirugía de emergencia.

Cuando tenga molestia continua a raíz de una hernia femoral, hable con su proveedor acerca de las opciones de tratamiento.

Las hernias a menudo se vuelven más grandes con el paso del tiempo. No desaparecen por sí solas. 

Comparadas con otros tipos de hernias, en las hernias femorales comúnmente el intestino delgado se queda atascado en el área débil.

El cirujano puede recomendar la cirugía para reparar una hernia femoral. Esta se hace con el fin de evitar una posible emergencia médica.

Si no le practican una cirugía de inmediato:

  • Aumente su consumo de fibra y beba líquidos para evitar el estreñimiento.
  • Baje de peso si tiene sobrepeso. 
  • Consulte a su proveedor si tiene problemas para orinar (hombres).
  • Utilice técnicas apropiadas para levantar objetos.

Expectativas (pronóstico)

Las probabilidades de que una hernia femoral reaparezca después de la cirugía son bajas.

Si el intestino u otro tejido queda atascado, puede ser necesario extirpar una porción del intestino.

Cuándo contactar a un profesional médico

Llame a su proveedor o vaya a la sala de emergencias de inmediato si:

  • De repente presenta dolor en la hernia y no puede empujerla de regreso en el abdomen usando presión suave.
  • Presenta náuseas, vómitos o dolor abdominal.
  • Su hernia se torna roja, purpúra, oscura o descolorida.

Consulte con su proveedor si tiene una protuberancia en la parte superior del muslo al lado de la ingle.

Prevención

Es difícil prevenir una hernia. Hacer cambios en su estilo de vida puede ayudar.

Referencias

Blatnik JA, Rosen MJ. Femoral hernia repair. In: Delaney CP, Goldstone J, Hardacre JM, et al, eds. Netter's Surgical Anatomy and Approaches. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2014:chap 30.

Dunbar KB, Jeyarajah DR. Abdominal hernias and gastric volvulus. In: Feldman M, Friedman LS, Brandt LJ, eds. Sleisenger and Fordtran's Gastrointestinal and Liver Disease. 10th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 26.

Malangoni MA, Rosen MJ. Hernias. In: Townsend CM, Beauchamp RD, Evers BM, Mattox KL, eds. Sabiston Textbook of Surgery. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 44.

Reynolds JC, Ward PJ, Rose S, Solomon M. Small bowel. In: Reynolds JC, Ward PJ, Rose S, Solomon M, eds. Netter Collection of Medical Illustrations: Digestive System: Part II - Lower Digestive Tract, The. 2nd ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:31-114.

Volver arriba Sólo texto

  • Hernia inguinal - ilustración

    La hernia inguinal es el resultado de la protrusión de un órgano, por lo general el intestino grueso, a través de un punto débil o rasgadura de la delgada pared muscular del abdomen. Las hernias inguinales pueden provocar una restricción del abastecimiento de sangre hacia el intestino herniado a través de dicho defecto y, como consecuencia, causar una emergencia médica.

    Hernia inguinal

    ilustración

  • Hernia femoral - ilustración

    La hernia femoral es una protrusión de un asa intestinal a través de una sección debilitada de la pared abdominal situada en la parte baja del abdomen, cerca del muslo.

    Hernia femoral

    ilustración

  • Hernia inguinal - ilustración

    La hernia inguinal es el resultado de la protrusión de un órgano, por lo general el intestino grueso, a través de un punto débil o rasgadura de la delgada pared muscular del abdomen. Las hernias inguinales pueden provocar una restricción del abastecimiento de sangre hacia el intestino herniado a través de dicho defecto y, como consecuencia, causar una emergencia médica.

    Hernia inguinal

    ilustración

  • Hernia femoral - ilustración

    La hernia femoral es una protrusión de un asa intestinal a través de una sección debilitada de la pared abdominal situada en la parte baja del abdomen, cerca del muslo.

    Hernia femoral

    ilustración

 

Actualizado: 9/3/2018

Versión en inglés revisada por: Debra G. Wechter, MD, FACS, general surgery practice specializing in breast cancer, Virginia Mason Medical Center, Seattle, WA. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos