English Version
Print-Friendly
Bookmarks
bookmarks-menu

Fibriloaleteo auricular

Fibrilación auricular; F-A; FA

La fibrilación o aleteo auricular es un tipo común de latido cardíaco anormal. El ritmo cardíaco es rápido y, en la mayoría de los casos, irregular.

Causas

Cuando están trabajando bien, las cuatro cámaras del corazón se contraen (comprimen) de una forma ordenada.

Señales eléctricas le indican a su corazón que bombee la cantidad correcta de sangre que el cuerpo necesita. Las señales comienzan en un área llamada nódulo sinoauricular (también llamado nódulo sinusal o nódulo SA).

En la fibrilación auricular, el impulso eléctrico del corazón no es regular. Esto se debe a que el nódulo sinoauricular ya no controla el ritmo cardíaco.

  • Partes del corazón no pueden contraerse en un patrón coordinado.
  • Como resultado, el corazón no puede bombear suficiente sangre para satisfacer las necesidades del cuerpo.

En el aleteo auricular, los ventrículos (cámaras inferiores del corazón) pueden latir muy rápidamente, pero en un patrón regular.

Estos problemas pueden afectar tanto a hombres como a mujeres. Se vuelven más comunes con la edad.

Las causas comunes de la fibrilación auricular incluyen:

Síntomas

Es posible que usted no esté consciente de que su corazón no está latiendo en un patrón normal.

Los síntomas pueden comenzar o parar repentinamente. Esto se debe a que la fibrilación auricular puede detenerse o comenzar de manera espontánea.

Los síntomas pueden incluir:

Pruebas y exámenes

El proveedor de atención médica puede oír un latido cardíaco rápido al auscultar el corazón con un estetoscopio. El pulso puede sentirse rápido, irregular o ambos.

La frecuencia cardíaca normal es de 60 a 100 latidos por minuto. En un fibriloaleteo auricular, dicha frecuencia puede ser de 100 a 175 latidos por minuto. La presión arterial puede ser normal o baja.

Un ECG (un examen que registra la actividad eléctrica del corazón) puede mostrar fibrilación o aleteo auricular.

Si su ritmo cardíaco anormal es intermitente, tal vez necesite usar un monitor especial para diagnosticar el problema. El monitor registra los ritmos cardíacos durante un período de tiempo.

Los exámenes para encontrar enfermedad cardíaca pueden incluir:

Tratamiento

El tratamiento de cardioversión se usa para lograr que el corazón vuelva a su ritmo normal de inmediato. Hay dos opciones para el tratamiento:

  • Electrochoques al corazón
  • Medicamentos administrados por vía intravenosa

Estos tratamientos se pueden hacer como métodos de emergencia o se pueden planear con anticipación.

Los medicamentos diarios tomados por vía oral se utilizan para:

  • Reducir los latidos cardíacos irregulares. Estos medicamentos pueden incluir betabloqueadores, bloqueadores de los canales de calcio y digoxina.
  • Impedir que la fibrilación auricular reaparezca. Estos medicamentos funcionan bien en muchas personas, pero pueden tener efectos secundarios serios. La fibrilación auricular reaparece en muchas personas, incluso mientras están tomando estos medicamentos.

Un procedimiento llamado ablación por radiofrecuencia se puede utilizar para crear cicatrices en su corazón donde se desencadenaron los problemas del ritmo cardíaco. Esto puede evitar que las señales eléctricas anormales que causan la fibrilación o el aleteo auricular se muevan a través del corazón. Usted puede necesitar un marcapasos cardíaco después de este procedimiento. Todas las personas con fibrilación auricular necesitarán aprender cómo manejar esta afección en la casa.

Las personas con fibrilación auricular con mucha frecuencia necesitarán tomar medicamentos anticoagulantes. Estos medicamentos se usan para disminuir el riesgo de desarrollar un coágulo de sangre que viaje en el cuerpo (y que pueda causar un accidente cerebrovascular, por ejemplo). El ritmo cardíaco irregular que se presenta con la fibrilación auricular hace que haya más probabilidad de formación de coágulos de sangre. 

Los medicamentos anticoagulantes incluyen heparina, warfarina (Coumadin), apixabán (Eliquis), rivaroxabán (Xarelto), edoxabán (Savaysa) y dabigatrán (Pradaxa). Los fármacos antiplaquetarios como el ácido acetilsalicílico (aspirin) o clopidogrel también se pueden recetar. Sin embargo, los anticoagulantes aumentan la posibilidad de sangrado, así que no todas las personas pueden usarlos.

Otra opción de prevención de un accidente cerebrovascular para las personas que no pueden tomar estos medicamentos de manera segura es el dispositivo Watchman, que fue recientemente aprobado por la FDA. Este es un implante pequeño con forma de canasta que se coloca dentro del corazón para atrapar los coágulos de sangre que se pueden formar ahí y evitar que viajen a otra parte del cuerpo. 

Su proveedor considerará su edad y otros problemas médicos cuando decida qué métodos de prevención de accidente cerebrovascular son los mejores para usted.

Expectativas (pronóstico)

El trastorno a menudo se puede controlar con tratamiento. Muchas personas con fibrilación auricular tienen un buen pronóstico.

La fibrilación auricular tiende a regresar y empeorar. Es posible que reaparezca incluso con tratamiento.

Los coágulos que se desprenden y viajan al cerebro pueden causar un accidente cerebrovascular.

Cuándo contactar a un profesional médico

Llame a su proveedor si tiene síntomas de fibrilación o aleteo auricular.

Prevención

Hable con su proveedor sobre las medidas para el tratamiento de afecciones que causan el fibriloaleteo auricular. Evite consumir grandes cantidades de alcohol en períodos muy breves de tiempo.

Referencias

January CT, Wann LS, Calkins H, et al. 2019 AHA/ACC/HRS focused update of the 2014 AHA/ACC/HRS guideline for the management of patients with atrial fibrillation. Circulation. 2019. [Epub ahead of print] PMID: 30686041 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/30686041.

Meschia JF, Bushnell C, Boden-Albala B, et al. Guidelines for the primary prevention of stroke: a statement for healthcare professionals from the American Heart Association/American Stroke Association. Stroke. 2014;45(12):3754-3832. PMID: 25355838 www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/25355838.

Morady F, Zipes DP. Atrial fibrillation: clinical features, mechanisms, and management. In: Zipes DP, Libby P, Bonow RO, Mann DL, Tomaselli GF, Braunwald E, eds. Braunwald’s Heart Disease: A Textbook of Cardiovascular Medicine. 11th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2019:chap 38.

Zimetbaum P. Cardiac arrhythmias with supraventricular origin. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 64.

Volver arriba Sólo texto

  • Corte transversal por el medio del corazón - ilustración

    La parte interna del corazón está compuesta por válvulas, cavidades y vasos asociados.

    Corte transversal por el medio del corazón

    ilustración

  • Vista anterior del corazón - ilustración

    Entre las estructuras externas del corazón se encuentran los ventrículos, las aurículas, las arterias y las venas. Las arterias transportan la sangre desde el corazón mientras que las venas llevan la sangre al corazón. El color azul de los vasos indica que éstos transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente bajo y un alto contenido de dióxido de carbono. El color rojo indica que transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente alto y un bajo contenido de dióxido de carbono.

    Vista anterior del corazón

    ilustración

  • Arterias cardíacas posteriores - ilustración

    Las arterias coronarias transportan sangre al músculo cardíaco. La arteria coronaria derecha abastece a ambos ventrículos, mientras que la arteria coronaria izquierda irriga la aurícula izquierda.

    Arterias cardíacas posteriores

    ilustración

  • Arterias cardíacas anteriores - ilustración

    Las arterias coronarias suministran sangre al músculo cardíaco. La arteria coronaria derecha irriga tanto al corazón izquierdo como al derecho; la arteria coronaria izquierda irriga al corazón izquierdo.

    Arterias cardíacas anteriores

    ilustración

  • Sistema de conducción cardíaca - ilustración

    El sistema de conducción intrínseca determina el ritmo básico de los latidos cardíacos al generar impulsos que estimulan la contracción del corazón.

    Sistema de conducción cardíaca

    ilustración

  • Corte transversal por el medio del corazón - ilustración

    La parte interna del corazón está compuesta por válvulas, cavidades y vasos asociados.

    Corte transversal por el medio del corazón

    ilustración

  • Vista anterior del corazón - ilustración

    Entre las estructuras externas del corazón se encuentran los ventrículos, las aurículas, las arterias y las venas. Las arterias transportan la sangre desde el corazón mientras que las venas llevan la sangre al corazón. El color azul de los vasos indica que éstos transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente bajo y un alto contenido de dióxido de carbono. El color rojo indica que transportan sangre con un contenido de oxígeno relativamente alto y un bajo contenido de dióxido de carbono.

    Vista anterior del corazón

    ilustración

  • Arterias cardíacas posteriores - ilustración

    Las arterias coronarias transportan sangre al músculo cardíaco. La arteria coronaria derecha abastece a ambos ventrículos, mientras que la arteria coronaria izquierda irriga la aurícula izquierda.

    Arterias cardíacas posteriores

    ilustración

  • Arterias cardíacas anteriores - ilustración

    Las arterias coronarias suministran sangre al músculo cardíaco. La arteria coronaria derecha irriga tanto al corazón izquierdo como al derecho; la arteria coronaria izquierda irriga al corazón izquierdo.

    Arterias cardíacas anteriores

    ilustración

  • Sistema de conducción cardíaca - ilustración

    El sistema de conducción intrínseca determina el ritmo básico de los latidos cardíacos al generar impulsos que estimulan la contracción del corazón.

    Sistema de conducción cardíaca

    ilustración

 

Actualizado: 2/22/2018

Versión en inglés revisada por: Michael A. Chen, MD, PhD, Associate Professor of Medicine, Division of Cardiology, Harborview Medical Center, University of Washington Medical School, Seattle, WA. Internal review and update on 03/28/2019 by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, Brenda Conaway, Editorial Director, and the A.D.A.M. Editorial team.

La información aquí contenida no debe utilizarse durante ninguna emergencia médica, ni para el diagnóstico o tratamiento de alguna condición médica. Debe consultarse a un médico con licencia para el diagnóstico y tratamiento de todas y cada una de las condiciones médicas. Los enlaces a otros sitios se proporcionan sólo con fines de información, no significa que se les apruebe. © 1997- A.D.A.M., unidad de negocios de Ebix, Inc. La reproducción o distribución parcial o total de la información aquí contenida está terminantemente prohibida.
adam.com

 
 
 

 

 

Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos de A.D.A.M.
Se recomienda utilizar los navegadores IE9 o superior, Firefox o Google Chrome para visualizar mejor los contenidos